enero 21, 2021

|

por: Granaluz

|

Categorías: Sistemas de almacenamiento

Organización y gestión de almacenes: Aprende a ser más eficiente

Para conseguir los mejores resultados y que las labores que se lleven a cabo en el almacén estén bien optimizadas, es fundamental que la gestión y organización del almacén se enfoquen en este fin. Pero, ¿qué medidas llevar a cabo para ser más eficiente y conseguir estos objetivos? Esto dependerá de cada tipo de empresa y almacén. A continuación te contamos algunas de las más importantes.

Elige el sistema de almacenaje adecuado

Para asegurar el orden del stock y el aprovechamiento del espacio es muy importante contar los sistemas de almacenamiento adecuados.

Además, en Granaluz diseñamos y fabricamos soluciones de almacenaje a medida, que permiten adaptarse al tipo de mercancía y aprovechar mejor el espacio disponible. Por ejemplo, nuestras estanterías de ángulo ranurado, estanterías sin tornillos, estanterías para pallets o estanterías de picking, entre muchas opciones más.

No existe un ‘mejor sistema de almacenaje’. Ya que el sistema más eficiente será aquel que mejor se adapte al tipo de mercancía y a la distribución del espacio.

Los sistemas de almacenaje más comunes son:

Según el flujo de entrada y de salida: First in- First out, el artículo que entra primero sale primero; o Last in- First out, el stock que entra el último sale primero.

Sistema de almacenaje ordenado o a ‘hueco fijo’: Es en el que todo tiene un lugar fijado y predeterminado.

Sistema del ‘hueco libre‘ o desordenado: En este sistema de almacenaje cada referencia tiene asignada una ubicación que variará en función de los espacios que haya disponibles. Esto se hace para poder diseñar el almacén a capacidad media (teniendo en cuenta el nivel de stock promedio disponible) y aprovechar mejor el espacio.

Almacenamiento en bloque, palet o apilado: Con este sistema no se necesitan estanterías, ya que la mercancía se va almacenando sobre palets.

Aprovechar la tecnología para ser más eficiente en el almacén

Especialmente en almacenes de gran capacidad, automizar los procesos puede ayudar, y mucho, a conseguir ser más eficiente. Y recuerda la importancia de una correcta gestión del stock para ser más eficiente.

Hoy en día existen muchas opciones que utilizan la tecnología y el Internet de las cosas para controlar el stock y poder gestionarlo mejor.

Una de ellas es la robótica del almacén. Por ejemplo:

-Transelevadores y sistemas Pallet Shuttle

-Transportadores y electrovías

-Sistemas inteligentes para almacenes convencionales

-Vehículos autoguiados

-Exoesqueletos

-Sistemas de precintado, retractilado y enfardado de cajas y palets

Sacar más partido al espacio vertical

Como decíamos al principio, el aprovechamiento del espacio es muy importante en cuanto a ser más eficiente en el almacén.

En muchos casos el espacio es muy limitado. Por lo que se deberá aprovechar al máximo el espacio vertical con las estanterías metálicas adecuadas, ya que ofrecen a los operarios la resistencia y versatilidad que se requiere en este ámbito.

Limita zonas específicas de trabajo

En un post anterior os hablamos de las zonas más comunes de los almacenes. Delimitar zonas de trabajo más específicas ayuda a ser más eficiente. Ya que de esta manera, cada trabajador tendrá tareas más específicas en función de su formación. Así, además de evitar bajas por lesiones de los trabajadores, se consigue mejorar el ritmo de la producción. Y por tanto, la productividad será también mayor.

Atender la preparación de pedidos para ser más eficiente

De entre todas las labores que se llevan a cabo en un almacén, la de preparación de pedidos es una de las más importantes. Ya que de este paso dependerá en gran medida que los clientes estén satisfechos.

Prestar atención a este último proceso al que se someten los productos dentro del almacén, es clave para evitar equivocaciones en los pedidos y fallos con las direcciones de los clientes.