septiembre 10, 2020

|

por: granaluz_wp

|

Categorías: Uncategorized

¿Por qué utilizar estanterías metálicas en almacenamiento?

Las labores de almacenamiento son esenciales para el correcto funcionamiento de industrias, tiendas y multitud de negocios más. Ya que de ellas depende la organización en la distribución de las mercancías del almacén; la correcta conservación de los productos; y en algunos casos, también que se lleven a cabo los distintos procesos productivos de manera correcta. Por eso, es fundamental utilizar estructuras y muebles de almacenamiento que permitan a los usuarios llevar a cabo todas estas labores de la manera más funcional y segura. En este caso, os hablamos de las estanterías metálicas en almacenamiento y en todos los motivos por los que apostar por ellas.

La versatilidad, factor clave en las estanterías metálicas en almacenamiento

No solo las grandes industrias requieren de buenos sistemas de almacenamiento. También los hogares y pequeños comercios necesitan soluciones de almacenaje que se ajusten a sus necesidades.

En este sentido, las estanterías metálicas se adaptan a todo tipo de espacios, tamaños, formas y estilos. Por lo que es uno de los sistemas de almacenamiento más versátiles que existe.

Además, los fabricantes de estanterías metálicas como nosotros no sólo nos adaptamos al espacio del almacén o el estilo de las estancias. También elaboramos nuestras estanterías teniendo en cuenta el tipo de productos que se vayan a almacenar en ellas. Para ello contamos con estanterías de características muy variadas.

Un sistema de almacenaje económico y accesible

La versatilidad y la resistencia de las estanterías metálicas en almacenamiento no son los únicos motivos por los que apostar por ellas. No hay que pasar por alto el aspecto económico, y es que este tipo de estanterías son uno de los sistemas de almacenaje más económicos y accesibles.

Y aunque la gama de precios de las estanterías metálicas es muy amplia, con ellas es posible contar con toda la funcionalidad necesaria en el almacenamiento de stock a un precio muy competitivo.

Lo mejor de todo es que en este caso ‘barato’ no es sinónimo de mala calidad, ya que como comentaremos a continuación, las estanterías de metal son altamente resistentes y robustas.

Las estanterías de metal son resistentes y robustas

Otro de los grandes beneficios de las estanterías de metal es su gran resistencia al peso y al paso del tiempo. Por tanto, siempre que se traten de la forma adecuada y se respeten sus especificaciones, se trata de una solución de almacenaje con una vida útil muy extensa.

En un artículo anterior de nuestro blog ya os hablamos de todas las ventajas de las estanterías galvanizadas, una de las opciones más resistentes. Ademas éstas no se oxidan, son anti-humedad y garantizan la máxima seguridad.

La robustez de estas estanterías también está ligada a un mantenimiento menor que otros materiales como la madera. En el caso del metal no es necesario pulirlo ni pintarlo para asegurar su buen mantenimiento. Además, estas estanterías pueden colocarse en cualquier lugar, sin temer por el efecto del sol en su deterioro o las inclemencias del tiempo.

Por otro lado, las estanterías de metal resultan muy fáciles de desinfectar, algo que hoy en día ha cobrado una gran importancia. Para ello pueden utilizarse todo tipo de soluciones desinfectantes, sin ser éstas perjudiciales o agresivas con el material.

Alta visibilidad de los productos

Otra gran ventaja de las estanterías fabricadas en metal es que permiten que los artículos que se almacenan en ellas sean totalmente visibles. Por lo que encontrar un artículo en concreto resulta mucho más sencillo, ahorrando tiempo, y al fin y al cabo, dinero.

Este aspecto es muy un aspecto que es muy importante, especialmente en almacenes de preparación de pedidos, en los que el tiempo es clave.